Historiales

Incapacidad de abrir la boca. Tengo 23 años. En Octubre/Noviembre de 1992 padecía un enorme dolor facial, que creí que se debía a un problema de oído. Una vez descartado, me dijeron que era la muela del juicio la que causaba todo el dolor. Fui al hospital y me las quitaron todas.

Cuando salí del hospital  no podía abrir la boca de ninguna manera. El dentista me dijo que padecía algo llamado ATM. Ví a tres especialistas, tomé pastillas, fui al fisioterapéuta, pero cuando esto no me ayudó me dijeron que era debido al estrés y que no podía hacer nada más que ir a un psiquiatra para ver si podía liberar algo de estrés. 

Fui a una feria de medicina alternativa (dos años más tarde) donde conocí a Philip Rafferty. Tuve una sesión con él que duró unos 20 minutos y que curó totalmente mi problema de ATM. Ahora puedo abrir la boca completamente sin dolor ni molestias, algo que no pude hacer durante dos años enteros. Para mi es como un milagro. Prue Wanders  1994.

  

En el caso de Prue simplemente los músculos de la mandíbula estaban tensos. Necesitaban relajarse. Prue no había sido capaz de abrir la boca durante años, por lo que no había podido comer correctamente. La llamé justo antes de terminar esta edición y su mandíbula justo estaba empezando a desencajarse, estaba muy aliviada de que la hubiera llamado ya que no sabía dónde contactar conmigo. 

Cóndilo mandibular fracturado. En 1982 tuve un accidente con bicicleta. Salí volando por delante del manillar y aterrice con la mandíbula, me fracturé el cóndilo. Tuve una operación de 7 horas, no me reemplazaron el cóndilo ni me pusieron una prótesis, así que resultó en una mala alineación. Mi vida estaba devastada. Estaba completamente disléxico y mi cuerpo se debilitaba cada vez que intentaba hace ejercicio físico. Tenía alambres en la mandíbula, cicatriz en la articulación y muy poca apertura. Era muy vulnerable a los ruidos fuertes, al enfado, el mío y el de los demás, y esto podía desencadenar dolores de cabeza extremadamente dolorosos y espasmos. La mayor parte de mi vida estaba dedicada a minimizar el estrés y buscaba muchas cosas para mantener la mandíbula lo más relajada posible. Necesitaba visitas frecuentes con el quiropractico. 

Mis primeras correcciones de ATM fueron el 26 de mayo en un festival de salud. Sentí una diferencia drástica inmediata. Sentía la cara entera mucho mejor, y aunque las situaciones de mi vida son ruidosas y estresantes mi mandíbula no reacciona de ninguna manera. Siento que finalmente me he recuperado de un problema traumático crónico que había dominado mi vida durante 11 años.                   

Barbara Smith, Reiki Master, Enfermera registrada. Julio 1995.

  

Barbara conocía la importancia de una ATM equilibrada. Siendo una master de Reiki, enviaba energía Reiki a la zona dolorida. Los músculos que causaban el dolor, como muchas veces pasa, no eran los causantes del dolor.

Dolor crónico de mandíbula.  Hace más de 5 años fui por primera vez a un cirujano de mandíbula. Me dijo que me tendría que esperar entre 3 y 5 años antes de que pudiera hacer algo conmigo. La mandíbula me dolía constantemente y chirriaba a ambos lados. Había muchas cosas que no podía hacer y tenía que llevar unos aparatos de plástico en la boca para mantener mi mandíbula junta; si no mejoraba en 3 o 5 años la unirían con metal, así que no la podría mover nada. Conocí a  Philip Rafferty en Melbourne y me hizo dos sesiones. Después de la primera sesión los resultados fueron estupendos. ¡Al final de la segunda el dolor había desaparecido y todavía no ha vuelto!  Kyra  94.

RESET alivió el dolor y relajó los músculos suficientemente como para que pudiera utilizar Kinergetics. La mandíbula de Kyra ha estado bien, excepto cortos periodos de dolor. Ahora es una instructora de RESET y Kinergetics basada en Europa.

EnglishDeutschEspañolPortuguêsFrançaisNorwegianHebrewItaliano
© 2008 Kinergetics
Website by Magicdust
CÓMO FUNCIONA RESETHistorialesRESET ha ayudado enExtractos de testimonios